Vías de escape: equipamiento que reduce riesgos

Vías de escape: equipamiento que reduce riesgos

Los edificios públicos y en general la mayoría de locales industriales, administrativos y comerciales están  actualmente confrontados a dos graves problemas: la seguridad de bienes y la seguridad de personas.
La seguridad de las personas y de los bienes son objetivos primordiales en las fases de desarrollo y fabricación de productos para las vías de escape, buscando un proceso estable que garantice elementos seguros y controlados. Los materiales utilizados deben responder a las exigencias de uso solicitadas a los dispositivos antipánico.
En el diseño es necesario tomar en cuenta que el uso de estos elementos debe permitir la apertura de una puerta en cualquier momento, con un mínimo esfuerzo (por niños, ancianos o personas discapacitadas) y sin conocimiento previo del dispositivo, sin que sea necesario utilizar una llave o cualquier otro objeto.
Por lo delicado de su instalación, uso y mantenimiento, este tipo de equipamiento debe ser supervisado por profesionales capacitados para disminuir riesgos.

Agilizar la evacuación

En el mercado se encuentran diferentes soluciones para equipar las vías de escape, permitiendo una evacuación segura y efectiva en situaciones de pánico o de emergencia. La gama de productos de TESA, por ejemplo, está certificada por laboratorios independientes que responden a las exigencias fijadas por la Normativa Europea.
Esta firma española ofrece productos certificados de acuerdo a las regulaciones más exigentes. Con amplitud de gama, desde productos técnicos de precio competitivo hasta soluciones electromecánicas acordes con las últimas tendencias de diseño. Y con integración total con su propia gama de cerraduras, cilindros, y manillas.

Contra incendios

Cuando se produce un incendio en el interior de un edificio, no es normalmente el propio fuego el que se cobra vidas humanas, sino el humo y, sobre todo, el pánico que este fuego provoca, por lo que es importante contar siempre con un número suficiente de vías de escape.
El número y ancho de las vías de escape está regulado por normativa. Según el tipo de edificación, pueden requerirse rutas separadas desde cada piso y para personas en silla de ruedas a través de áreas protegidas directamente al exterior.
Cuando sea el caso, también se necesitan vías de evacuación desde las áreas técnicas y zona de talleres. Generalmente harán falta también otras vías alternativas. Las escaleras de evacuación deben estar cerradas con paredes resistentes al fuego.

Todo resuelto

Algunas firmas han buscado que sus dispositivos antipánico puedan instalarse conjuntamente con control de accesos y cerraduras electromecánicas entre otros dispositivos, y de esta manera incrementar también la seguridad de bienes. El objetivo es tener todo resuelto, al menos en teoría.
Por caso, los dispositivos antipánico de TESA (marca que ArQé representa para el Ecuador) pueden ser parte de soluciones electromecánicas integrales, para aquellos casos en los que tan importante como permitir la evacuación en situaciones de pánico pueda resultar restringir el acceso a dicho local.
Así, se encuentra disponible una amplia gama de dispositivos antipánico, con distintas variantes ofreciendo al cliente siempre el producto más acorde a sus necesidades. Según el modo de operación, existen dispositivos antipánico operados mediante barra de empuje o de deslizamiento, con posibilidad de micro interruptor, motorización, dispositivos antipánico para discapacitados, productos con cerraderos de suelo embutidos para facilitar el paso de camillas y sillas de ruedas en centros hospitalarios, dispositivos con 1, 2 ó 3 puntos de anclaje, dispositivos para cerraduras de embutir, dispositivos de sobreponer, dispositivos aptos para puertas RF y muchas alternativas más.

Diversidad versátil

La variedad de alternativas y marcas, en accesorios para vías de escape, puede resumirse en las siguientes categorías. En todos los casos, existen modelos para sobreponer o embutir, y adaptables a puertas de una o dos hojas.

Dispositivos antipánico de empuje: se diferencian por la manera que tienen de ser accionados, para abrir la puerta sólo hay que hacer un movimiento similar al de empujar y la puerta se abrirá sin menor problema.

Dispositivos antipánico de deslizamiento: se accionan deslizando la mano sobre el dispositivo antipánico. Dentro de esta categoría destaca la barra TOP, que gracias a su tecnología orbital permite abrir la puerta con un mínimo esfuerzo.

Dispositivos antipánico para discapacitados: esta solución está compuesta por dos barras antipánico que tienen como objetivo facilitar la apertura a personas con movilidad reducida, ya que la barra inferior queda a la altura idónea para que una persona en silla de ruedas puede accionarla sin el menor problema.

Accionamientos exteriores (manillas, picaportes, escudos, pomos tiradores): de preferencia debe tratarse de elementos cortafuegos, que mantengan la seguridad interna pero a la vez faciliten el proceso de apertura en situaciones de riesgo.

Ver también

PUERTAS INTELIGENTES

…”TRANSFORMAMOS TU PUERTA EN UNA PUERTA SUPER INTELIGENTE”…

Estilo, seguridad y diseño: manillas y accesorios

A esta altura, nadie tiene dudas: las puertas principales e...

Claves para elegir la puerta de seguridad perfecta

Cuidar la integridad de nuestro hogar y familia depende de...

Déjanos tus comentarios

Theme Settings